Estando en plena campaña de declaraciones del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas residentes en España veíamos oportuno escribir unas líneas sobre los principales novedades de la declaración 2018 que se debe de confeccionar con anterioridad al 30.06.2019.

Prestaciones por maternidad

Fundamentalmente se recogen, entre las exenciones, las prestaciones por maternidad, y paternidad así como las prestaciones recibidas en situaciones iguales.

Esta modificación tiene efectos para 2018 y ejercicios anteriores no prescritos.

 

Rentas exentas a las becas a la formación

Se eleva el importe exento a 6.000 euros a las becas de formación.  El  mínimo exento se eleva a 18.000 cuando se compenses gastos de transporte y de alojamiento hasta el nivel de Máster incluido. La exención por La beca por estudios de doctorado se eleva a 21.000 euros y cuando estos se cursen fuera de España se aumenta a 24.600 euros.

 

Retribuciones en especie

La cuantía exenta se aumenta a 11 euros diarios relativos a los cheques restaurante y vales-comida.

 

Gastos deducibles de los rendimientos netos de actividades económicas

Son deducibles los gastos de manutención del contribuyente incurridos en el desarrollo de la actividad económica, con las siguientes condiciones:

  • Se produzcan en establecimientos de restauración y hostelería.
  • Se abonen utilizando medios electrónicos de
  • Cuando no se pernocta, si no se supera el límite de 26,67 euros/día si el gasto se produce en España, y 48,08 euros/día en el Estos límites serán el doble si se produce pernocta.

 

Deducción por maternidad

Las mujeres con hijos menores de 3 años con derecho a la aplicación del mínimo por descendientes, que realicen una actividad por cuenta propia o ajena por la cual estén dadas de alta en el régimen correspondiente de la Seguridad Social o mutualidad, pueden minorar actualmente la cuota del Impuesto hasta en 1.200 Euros anuales por cada hijo menor de 3 años.

La novedad estriba en que se podrán deducir 1.000 euros adicionales  cuando el contribuyente que tenga derecho a la deducción hubiera satisfecho en el período impositivo gastos de custodia del hijo menor de 3 años en guarderías o centros de educación infantil autorizados.

Dicho importe, aunque se trate de un importe negativo (se paga al contribuyente con la declaración del IRPF aunque no se le haya retenido) no se pudo obtener por adelantado.

Este incremento podrá aplicarse en el periodo impositivo en que el menor cumpla los 3 años, en relación a los gastos incurridos con posterioridad al cumplimiento de dicha edad hasta el mes anterior a aquél en el que pueda comenzar el segundo ciclo de educación infantil.

Obligación de declarar

Por un lado, se exime de la obligación de presentar la declaración a aquellos contribuyentes que obtienen ganancias patrimoniales derivadas de ayudas públicas de reducida cuantía  que exonera de la obligación de presentar la declaración a los perceptores de determinadas rentas (trabajo -con límites-, rendimientos del capital inmobiliario y ganancias -retenidos y con límite- y otras rentas)  limitadas a 1.000 euros, incluyendo entre esas otras rentas, como novedad, a las ayudas públicas.

 

Además, los contribuyentes que perciban rendimientos del trabajo procedentes de más de un pagador no tendrán la obligación de declarar si no superan los 12.643 Euros. En 2019 ese límite se incrementa hasta los 14.000.

Deducción por inversión en empresas de nueva o reciente creación

Los contribuyentes podrán deducirse el 30% (antes 20%) de las cantidades satisfechas en el período de que se trate por la suscripción de acciones o participaciones en empresas de nueva o reciente creación.

La base máxima de deducción será de 60.000 euros (antes 50.000) anuales.

 

No dude en contactar nuestro despacho de abogados y economistas en Marbella para cualquier consulta de índole jurídico y fiscal.